Semillas

Espinaca

Espinaca

Los brotes de espinaca son ricos en clorofila y en vitaminas del grupo B, especialmente en ácido fólico que es esencial para la formación de la sangre. Tienen una considrable cantidad de provitaminas antioxidantes A, C y E y de luteína que benefician la salud de los ojos. Entre sus minerales destaca el hierro, aunque no tanto como dice el mito, ya que su absorción es variable, también magnesio, potasio, calcio, fósforo, zinc. Son ricos en fibra y disminuyen la presión arterial.
Las semillas germinadas son alimentos vivos, multiplican sus propiedades y su riqueza en vitaminas y antioxidantes.
Para germinar necesitas:
Semillas de Espinaca de Madre Tierra
1 bote de vidrio de medio litro.
1 gasa.
1 goma elástica.

Cubre el fondo del bote con una capa de semillas y déjalas en remojo unas 5 horas.
Pasado este tiempo, pon la gasa con la goma en la obertura y vacía el agua.
Deja el bote inclinado sobre un plato para que se acabe de escurrir. Es preferible tenerlo en un armario, o con luz indirecta.
Lo vuelves a remojar dos veces al día, siempre vaciando después el agua y dejándolo escurrir.
En 5 días tendrás los brotes en su punto. El último día exponlos a la luz solar, para que se forme clorofila.
PVP:
3,00 €